jueves , 18 enero 2018
Inicio / Noticias / Oposiciones / El Ayuntamiento de León desbloquea las oposiciones para las 12 plazas de bombero

El Ayuntamiento de León desbloquea las oposiciones para las 12 plazas de bombero

Algunos de los 31 opositores han protagonizado una incesante batalla en las calles y en los juzgados que ahora se verá recompensada con la pronta reanudación del proceso
Las oposiciones a bomberos, que se iniciaron en marzo de 2010, están en el aire desde el 7 de julio de 2011 cuando se leyó el último tribunal. Desde esa fecha, ha comenzado una dura y complicada batalla para los 31 opositores que desconocen los resultados del examen teórico y que están a la espera de que se convoque la realización de la prueba médica, de vértigo y de apuntalamiento.


En enero de 2012 el concejal de Bomberos, Ricardo Gavilanes, denunciaba la gestión del anterior del equipo de gobierno que convocó las oposiciones sin establecer, como marca la ley, la correspondiente partida presupuestaria. No obstante, el edil mostraba la disposición del Ayuntamiento de León de estudiar todas las vías posibles para evitar la anulación de las oposiciones.

Una situación que se fue dilatando en el tiempo y que provocó las primeras protestas de los opositores. Fue en febrero de 2012 cuando protagonizaron una protesta a las puertas del Ayuntamiento de Ordoño II  apelando al alcalde de León que reanudase el proceso “cansados de tanta incertidumbre”.

Finalmente, en abril del 2012 el Ayuntamiento paralizó las oposiciones con un decreto de alcaldía por el que se daba luz verde al procedimiento de revisión de oficio del acuerdo adoptado de junta de gobierno local de 2010 por el que se convocaba la oposición. Un expediente que el equipo de gobierno nunca llegó a  elevar al Consejo Consultivo, tal y como anunció inicialmente.

A través de la via judicial

En la misma línea, el 26 de junio de 2012 el PP en solitario daba luz verde a los presupuestos para el ejercicio del 2012 en lo relativo a la amortización de las plazas de bombero-conductor incluidas en las ofertas de empleo público de 2008 y 2010 y de los puestos de trabajo de la Relación de Puestos de Trabajo a proveer con las mismas.

Fue en ese momento, cuando un grupo de los 31 opositores entendieron que sería la legal la única vía que les permitiría que la oposición se volviera a reanudar. La primera sentencia favorable tuvo lugar en noviembre de 2011 cuando el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León anuló la amortización de las 12 plazas a bombero-conductor.

Sin embargo, el alcalde insistía en que la falta de recursos presupuestarios imposibilita la reanudación o la convocatoria de más plazas de dinero y el equipo de gobierno mantenía en suspensión la oposición apelando a que el dictamen judicial no podía obligar al Ayuntamiento de León a reanudar el proceso dado que esa cuestión está sujeta a la “suerte del procedimiento de revisión de oficio”.

Argumento que sirvió para que el equipo de gobierno recurriese el auto. Sin embargo, en marzo de 2013, el TSJ volvía a dar la razón a los opositores desestimando el recurso interpuesto por el Ayuntamiento de León contra el auto que anulaba la amortización de las doce plazas.

La sentencia recogía que la amortización no se puede llevar a cabo dado que “incide directamente en un proceso selectivo ya iniciado, dejándolo sin contenido mediante la amortización de las plazas o puestos vinculados a él, y privándoles de ese modo de un derecho adquirido”.

Punto y final de una tira y afloja de dos años

Un auto que volvía a recurrir de casación el equipo de gobierno que además barajaba la posibilidad de presentar un informe de lesividad para solicitar al juez que paralizase la oposición por ser “lesiva” para los intereses de las arcas municipales.

En medio de idas y venidas de sentencias y decisiones, los opositores continuarán con sus reivindicaciones que poco a poco se intensificaron hasta el punto que en el mes de junio protagonizaron una acampada en la plaza de San Marcelo durante 20 días.

Una lucha que parecía estar llegando a su fin el pasado miércoles cuando una sentencia del TSJ volvía a dar la razón a los opositores exigiendo al Ayuntamiento la consignación de las doce plazas en el presupuesto del ejercicio de 2013.

Una obligación que acató el Ayuntamiento de León, que anunciaba que incluiría en el capítulo de personal una partida de 600.000 euros, y que este martes ha decidido poner punto y final a esta polémica que ya dura dos años tras decidir no recurrir el auto del TSJ y anular el expediente de lesividad.

Acerca de www.leonoticias.com

Ver También

LEÓN – El Ayuntamiento pedirá en el juzgado anular las oposiciones a bombero

El Ayuntamiento de León presentará en el juzgado una propuesta de declaración de lesividad, que …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *